jueves, 22 de junio de 2017

Jonás y su iniciativa en La Vanguardia


Bruselas, 21 jun (EFE).- Detrás de la propuesta de la Unión Europea al premio Princesa de Asturias a la Concordia está la idea inicial de uno de los eurodiputados españoles más jóvenes de la Eurocámara, el socialista Jonás Fernández, quien dijo a Efe que con el premio soñó con "elevar la moral" de una Unión Europea en crisis.
Con el "brexit" centrando la atención, y frente a la amenaza populista antieuropea, Fernández decidió remitir a la fundación Princesa de Asturias la candidatura de la UE, que coincide con la efeméride del sesenta aniversario de los tratados de Roma.
"No hay mayor ejemplo de concordia que la paz. Pero no una paz abstracta, retórica, ideal o futura, sino una paz concreta, material, cotidiana y diaria, que es el estado que caracteriza a la Europa comunitaria desde el 9 de mayo de 1950", dice la carta que el eurodiputado remitió a modo de propuesta inicial el 28 de marzo.
"Además del logro de la paz civil internacional, la Unión Europea encarna un proyecto de promoción de la democracia y de los Derechos Humanos, siendo la región del mundo que más y mejor protege las libertades individuales", añadía el eurodiputado, que ya apuntaba en su propuesta que la concesión del galardón "contribuiría a renovar la confianza de los ciudadanos en el proyecto".
En declaraciones a Efe, Fernández explicó que en la fase de recabar apoyos no tardó en recibir el respaldo de decenas de políticos, empresarios, embajadores y grandes personalidades de la cultura y la sociedad civil.
"Presenté la candidatura ante mi firme compromiso con el proyecto europeísta que lleva un tiempo entre incertidumbres", explicó el eurodiputado de la comisión de Asuntos Económicos de la Eurocámara, quien apostó por hacer de la ceremonia de entrega en octubre "el acto inaugural del relanzamiento de Europa".
"Este premio reconoce los valores del proyecto europeísta que, aunque empañados en los últimos años, siguen siendo nuestro faro, principios en los que basarnos para superar la crisis económica, responder a la crisis de refugiados y dotar de una seguridad a nuestros ciudadanos", añadió en declaraciones a Efe tras conocer la concesión del premio que impulsó en el mes de marzo.
Firmaron el apoyo a la candidatura desde ex presidentes del Gobierno como Felipe González hasta ex presidentes de la Eurocámara como Josep Borrell y José María Gil-Robles, o ex comisarios como Joaquín Almunia.
Igualmente, desde el mundo empresarial y sindical, Ana Patricia Botín (Santander), Francisco González (BBVA) o Ignacio Toxo (CCOO) firmaron su apoyo, además de otras personalidades y entes de diversos ámbitos, como La Real Academia de Ciencias Morales y Políticas en pleno.
También dio un impulso a la candidatura uno de los asturianos más relevantes en la Eurocámara, el jefe de gabinete del presidente del Parlamento Europeo, Antonio Tajani, Diego Canga, un ovetense que obtuvo desde el principio el respaldo del líder del hemiciclo europeo al premio para la UE.
Jonás Fernández (Oviedo, 1979), economista de profesión, autor de "Una alternativa progresista" (Deusto), trabajó como economista jefe para Solchaga Recio & Asociados durante una década antes de ser elegido eurodiputado en mayo de 2014. EFE
lmi/cm/lab
(foto)
(Más información sobre la Unión Europea en euroefe.euractiv.es)

lunes, 19 de junio de 2017

La mascota del Rolls y Trubia

Cavad//y encontraréis el cielo
Henein,Georges

Instalado sobre el infortunio
Se vive con cautela y resignación 
Del Pozo,Guillermo (HUCA, El desajuste)


Ha pasado por Las Caldas una caravana angloalemana de coches centenarios que me dejaron boquiabierto. El cameraman de televisión se regodeó, como hiciera Marcel Proust hace más de un siglo, en la imagen de un Rolls que siguiendo la tradición colocaba la mascota encima del radiador. Rolls-Royce es síntoma de marca y elegancia, que, por cierto, en su día daba solvencia a las piezas de la Fábrica de la Vega, estúpidamente clausurada. Esa homologación británica era orgullo sindical cuando Amador García y el Comité de Empresa defendían a todos los trabajadores armeros que citaba Clarin.

El nombre oficial del reconocible emblema es "Spirit of Ecstasy” (el espíritu del éxtasis), figurilla con forma de mujer, inclinada hacia adelante, que extiende sus brazos hacia atrás. Fue conocida también, en tiempos de Aldous Huxley, como “Flying Lady” (señora voladora), por el gesto que parece sostener, en la espalda, una tela que recordaría unas alas. También se llamó “The Whisperer" (la que susurra) y el Espíritu de la velocidad, "The Spirit of Speed”, hasta ese definitivo “The Spirit of Ecstasy”, que acaba de pasar fugazmente por Asturias.

Cuenta la leyenda que la inspiración para la mascota fue la enigmática amante española del creador de la Rolls. Sí encuentro, pero en distinto tiempo, a otra atractiva española, Sonia Araquistain, amiga de Luis Cernuda y de Gregorio Prieto, poeta ella misma, que adoptando la postura alada del emblema se tiró al vacío desde el londinense edificio Bayswater, presa de amor fallido a un norteamericano. Gregorio, pintor valdepeñero y personaje de gran calidad, la recordaba como una joven escultural, extasiada e irrepetible. Rafael Martínez Nadal, que inauguró Tribuna Ciudadana/1980, recogió su última voluntad:"Primero fui reptil, luego me erguí en cuatro patas, después gacela, ahora soy mujer. Mañana o pasado volaré. ¡No preocuparos, que yo ya puedo volar!". Un drama literario, sin duda, susurro/whisper, donde la ficción fue superada por la realidad que ahora susurra de nuevo, con su eterno retorno, el fatal asesinato sociolaboral a los 55 de Trubia, tan próxima a Las Caldas/Las Termas Altas clarinianas. Ese medio centenar largo de víctimas/héroes es, en cualquier caso y en cuota parte significativa, depositario histórico de aquella vetusta patente Rolls-Royce, que han despreciado de forma tan preocupante para la tecnología de Asturias los intrusos nuevos directivos y sus compinches, sean virginianos generaldinámicos o aún más próximos. 

Proust quiso comprar un Rolls en un balneario de Normandía, el que pasó por Las Caldas pudiera ser el mismo por la fecha pero aquí, mixtura de zafios modales de Virginia y consabidas torpezas de Madame Cospedal, suelen perderse oportunidades de hacer bien las cosas; de ahí esa inelegante sustitución de trabajadores armeros sin consideraciones ni mínimo respeto histórico.



martes, 13 de junio de 2017

Tolivar, de Praga a Godos y al molín de Flora

Conozco algo Praga, una de las mejores ciudades europeas sino la mejor. La pateé antes de mi cojera crónica emocionándome con la presencia de Kafka, su autor de cabecera. Todo se hacía coincidir para que el gran escritor fuese topadizo: hogar natal, casas, callejas y capillas historiadas, infinitos conciertos de Cámara evocando a Milena, su amor, leyendas bohemias, acoso burocrático, enferma semi oscuridad, la encomienda al Niño Jesús que me imponía la abuela, otros acentos de ultratumba en la estrella amarilla, sueños diurnos, pues Franz Kafka trabajaba de noche, castillos elevados, también en Literatura, agobiantes e inalcanzables, librerías y libros de heréticas grafías, cercanías y mixturas de decadencia austro húngara, el Teatro Negro, kafkiano avant la letre... Kafkaianos traducía el académico García Yerba, a cuyo honoriscausa leonés asistí...En esos paseos, mientras albergaba encontrar a Milan Kundera o Vaclav Havel y sus legítimas obsesiones de terciopelo antitanque, apareció Pinillos, Príncipe de Asturias, profesor de Avelino Martínez, mi imprescindible filósofo particular.

Mi mejor Praga, sin puentes ni río, es Oviedo, la bien novelada, sus deudas francisca, naranquina y prerománica  y la semejante arquitectura modernista, Cases del Cuitu incluidasHace un cuarto largo de siglo escribí el prólogo a la tercera y la cuarta ediciones del Libro de Oviedo de Canella, que dieron a la estampa José María Patac y Elviro Martínez. Sigo sosteniendo, que pese al distanciamiento, inamistoso a ráfagas, entre Canella y Clarín, ambos son muy nuestros y complementarios. Tenía, sin embargo, que haber nacido en Cabañaquinta José Ramón Tolivar, para que, con la inolvidable Cristina Alas, a través de los hijos, las memorias se unan en el legado a la Pérez de Ayala/El Fontán. 

Oviedo ha reivindicado a Tolivar en el primer siglo. 

Mucho me prestó entrar en el Colegio de Médicos, en el RIDEA, en la Biblioteca Pública, en el Museo...para enterarme de facetas escurridizas, tal en Praga/Kafka. Y, de forma especial, me prestaron el devoto apego a la página incunable, latina, no sinóptica, de San Juan y una visita clarisa a San Pedro de Nora. De aquella, Meana, Nacho Ruiz de la Peña, don Juan Uría y los Tolivar, viajaron apretados en seiscientos rojoAl pasar por Godos, go-dos, con letrero junto al mojón del kilómetro 222, habrían recordado:¡el pueblo de cuatro doses!

Ese topónimo, en Julio Concepción, recuerda la inmigración que, añado hasta retorcer, pudo venir de Praga. En la capital checa, cuatro K: Las de Franz, Milan, El Proceso y El Castillo.

No olvidaré al buen galeno, historiador y urbanista, en la Plaza consistorial con el ascenso del Oviedín, o el mediodía de su jubilación coincidente con mi encargo de remozada "Nombres y cosas de las calles" otra en la apertura de la vía Palmira Villa, o recibiendo el título de hijo adoptivo, o en la Imprenta de Manolo Gofer, con el que tanto empatizaba, o matizando a Pentalfa su Gil Blas de Santullano, que deslumbró a Rafael Moneo, o, aún, bajando la escalera de mármol de Fruela,9 tras su benéfica visita diaria a don Carlos Canella...

El molín de Flora no puede estar en Praga ni es el Flore de la existencialista Rivegauche y Sartre confundiendo Santillana del Mar con un arrabal ovetense; sí vibra en José Enrique Menéndez, nuestro cronista rural al decir de Carmen Ruiz Tilve. Tolivar Faes, también artista plástico, dejó encantador testimonio de Zorraguera, o Zurriquera, (se refiere, según la próxima y esperada obra de Concepción, a los zorros, en algunas partes llamados zurracu, rapiega...) donde el último molino de agua que en sus pinceles brota de fabuloso caudal proveniente de Blas de Aces, Casal, Reiter, Robles, 1705, Towsend, las leproserías, el Oviedo que, tal el Godos del humor clariso, cuadriplica el inmenso número de denominaciones históricas, mágicas y laberínticas, pigmentadas por sobria metodología, heredada puede, de Feijoo/Marañón/Laín/Rof con indudables gotas destiladas en Caveda y Nava, los Canella, Alas Argüelles, su suegro al que impidieron tratar, e interpretaciones recias contra corriente de cuatro eses: Silla del Rey/Silla del Regente, Santa Clara y Santullano. También el silente esfuerzo, el rigor investigador y expositivo, la tolerancia infinita, el cariño sin límite hacia pacientes y colegas, la conciencia de un tiempo de sequías ética e intelectual, la severidad paternal...



Enviado desde mi iPad

domingo, 4 de junio de 2017

Adiós a Tely Lana, leyenda del deporte femenino

OBITUARIO DE TELY LANA

No ví jugar nunca a Lilí Álvarez, mito legendario del deporte femenino español, pero sí muchas veces estuve, incluso de juez de línea, en las finales de Tely Lana v. Ángeles Gutiérrez, eternas finalistas de los campeonatos de Oviedo y de Asturias. Ganaba siempre Ángeles pues, como Tely reconocía, le había captado el invariable tipo de juego. Eran los tiempos anteriores a la victoria en las semifinales televisivas de la Copa Davis sobre Estados Unidos de Santana, Gisbert, J.L. Arilla y Couder, que introdujo popularmente el tenis en España. Tely, afamada por sus éxitos en el esquí de Valgrande/Pajares, perdía pero dejaba constancia de estilo y maneras característicos. Mucho antes, mi tía Isabel Masip Acevedo había sido pionera del tenis femenino en el antiquísimo Club que hubo en el actual cruce de la calle Asturias con Matemático Pedrayes/Pedro Antonio Menéndez. Como había sucedido con Lilí hubo un instante pionero en que la Institución Libre de Enseñanza,y en particular el krausismo, apostó por este deporte como prueba en Salinas la desaparecida pista junto a la Colonia.En el actual Club, fundado en el cincuenta, si éramos pocos los varones, las licencias femeninas escaseaban más aún (Pepa Rubín-¡bien recuerdo al carismático Carlos Villasuso,recién fallecido!-, las hermanas Villamil, Marina Blanco, Laína Cores, Cristina Masaveu, C. Heres,  Malusi Herrero...). La diferenciación se fomentaba: la piscina tenía una hora reservada en exclusiva para mujeres y cuando llegaba por Oviedo el campeón Emilio Martínez, se vestía de pantalón largo para jugar "parejas mixtas".

Tely se va pero personificó un tiempo sin edad. La veía mucho en los conciertos y en general en toda la bendita actividad musical de nuestra ciudad, pero ignoré, como con Lilí, siempre sus años, aunque no por prejuicios, como destacó Teresa Sanjurjo en el pregón de La Balesquida, sino porque ya me queda como una imagen fija de aquel tiempo, que tenía algo de la sociedad proustiana que me sigue apasionando.

sábado, 3 de junio de 2017

El escaño roto de Toni Roldán

EL ESCAÑO ROTO DE TONI ROLDÁN

En las importantes, pero tediosas, votaciones presupuestarias, se rompieron un par de escaños, entre ellos el de Toni Roldán, portavoz económico de Ciudadanos.

Toni es tipo de calidad al que tuve ocasión de tratar cuando era assistant bruselense de Ramón Jauregui. Es hijo de Santiago Roldán, Curri, con el que mantuve gran amistad desde que un grupo de estudiantes invitamos, junto a García Delgado, a perorar en multitudinario encuentro del Aula Magna de Oviedo sobre la devaluación de la peseta de 1967. Pertenecían, Santiago y José Luis, a aquella admirable firma Arturo López Muñoz, para el que Curri había cedido López, su segundo apellidoRecuerdo bien su amistad íntima con Eduardo Úrculo, junto al que vi por última vez no sé si en ARCO o la santanderina Menéndez Pelayo, de la que Curri era rector.

Ahora Toni, que recuerdo en Arriondas e Infiesto, está siendo protagonista de un pacto que también tuvo, en su día con el PSOE, que, no obstante su importancia para el país, capotó en su momento.

Carl G.Jung, discípulo de Freud, cuenta en alguna parte que un paciente estudiado tenía tal fuerza interior que desde dentro de sí con un simple gesto sin tocarla le rompió la mesa de su despacho de médico. Supongo que a Toni, liviano de peso, le habrá pasado algo parecido.

viernes, 2 de junio de 2017

Prieto, socialista a fuer de liberal

                  A F.Blanco, desde la común y fallida idea unificadora de Patxi López, hijo de Lalo, prietista a fuer de vizcaíno.


Liberal: Qué bonita palabra y qué ataques desmedidos, y aún reduccionismos, genera. 

Comprendo, y aplaudo, la negación al ultraliberalismo económico pues diluir cualquier control da lugar inevitablemente a recrudecer injusticias y desmadre social, pero el liberalismo político sentido es buena garantía de ese logro fabuloso e inconmensurable de la Libertad. Socialista a fuer de liberal era la hermosa auto definición de un ovetense a no olvidar, incluso en sus yerros manifiestos y reconocidos como la llamada Revolución del 34. Escuché al mexicano Enrique Krauze, director efectivo de la revista VUELTA de Octavio Paz, que LIBERAL es el mejor vocablo de nuestra lengua, que va entre dos eles.

En reciente visita al Museo de Bellas Artes para rever un cuadro que bien recuerdo de Timoteo Pérez Rubio, marido de la escritora Rosa Chacel, sobre Trubia (¡oh sus 55!) me encuentro en su lugar un retrato de don Inda, de Aurelio Arteta, cedido por la Fundación Indalecio Prieto. Con las exquisitas delicadeza y sapiencia con que se lleva el Museo, Pérez Rubio no ha desaparecido de la colección permanente, pues sigue en ella un paisaje del Puerto de San Esteban de Pravia, pero en el antiguo sitio del motivo trubieco está Prieto. No figuraba allí en el momento en que preparé conferencia sobre los ovetenses en el Museo que la Sociedad Protectora de la Balesquida me hizo encargo y consiguiente honor. La explicación es sencilla: el Museo lo recibió después.

En esto del arte es importante la calidad pero también la oportunidad y es de cajón que don Inda esté colgado en la calle la Rúa, que no deja de ser la continuidad, en el mismo eje urbano, de Magdalena donde en 1883 nació Prieto. En la revista La Balesquida del año pasado me referí a José Sierra/Alvaro Mesía, de Dionisio Fierros, que algún día se colgará cerca mirando hacia el Casino de Vetusta, que presidió. También está el Marqués de Valero de Urría, yerno de Sierra/Mesía por José Uría, magnífico lienzo al que dedico aportación de este 2017 para la entrañable asociación civil. La Balesquida es la más antigua sociedad de la ciudad, que se conmemora la semana que entra con el arraigado Martes de Campo.

En fin, los españoles, retardados en los caminos de la Libertad, dimos al mundo, sin embargo, el contenido de la palabra Liberal tan denostada a veces hogaño todavía aunque haya también quien se lo apropie para desnaturalizarla.

sábado, 27 de mayo de 2017

Emotivo escrito sobre Javier de un joven pariente mío


Siempre he pensado, y muy especialmente durante los dos últimos procesos de primarias, que Javier Fernández habría sido el candidato ideal del PSOE. 
Quizás (tristemente) no era posible políticamente... Y como él mismo decía "en política aquello que no es posible, es falso y por tanto no existe". 

El planteamiento en estos tiempos de populismo, donde los hechos pueden llegar a ser menos importantes que el relato que de ellos se hace, creo que pasa por preguntarse precisamente esto: 

Por qué no ha sido posible políticamente que el PSOE le dispute la presidencia de la nación más antigua de Europa al PP de Rajoy poniéndole enfrente a un político honesto, referente de los valores socialistas, demócrata con profundos conocimientos constitucionales y español en sintonía con los acuerdos de Granada, culto, ponderado y preparado, con experiencia y con trayectoria? 
A alguien, como Javier Fernández, que aportase durante esta legislatura fallida del PP la insustituible experiencia a esa generación valiosa de socialistas (30 años más jóvenes)? A alguien que capitanease (y sustituyese a un posible fenómeno Macron) a quienes están llamados a hacer de España, por fin, la nación más productiva, justa y donde mejor se reparte el bienestar a la que aspiramos?

Me lo pregunté y me lo sigo preguntando... Porque creo que las nuevas generaciones de políticos (máxime si son de izquierdas y creen en la igualdad) necesitan graduar sus carreras para ser más eficientes y productivos. 
Necesitan recuperar la confianza de un pueblo hastiado por la intolerable corrupción que encima percibe magnificada. 

Opino que para ello, es imprescindible que los propios políticos se alejen del "trepismo" y comprendan el insustituible valor del Trabajo como medio necesario para un progreso social justo y para la mejora de la igualdad de oportunidades. Opino que sería positivo que ellos mismos confiasen en que es factible un crecimiento personal sostenido y progresivo dentro de los partidos, mientras sirven de forma concreta en ayuntamientos e instituciones y mientras leen, estudian y se preparan para ofrecer lo mejor de sí mismos al país. 

Y es que toda preparación es poca para quienes deben aspirar a recuperar la economía real mientras gestionan, mejoran y amplían el inmenso Patrimonio que el Partido Socialista ha puesto a disposición de todos aquellos españoles de todas las regiones que no tienen Patrimonio. Hay quien dice que 17 años son suficientes... Les recomendaría darse una visita turística por el HUCA y la sanidad pública asturiana y otra por el 12 de Octubre y la sanidad pública madrileña.

Javier Fernández supone una oportunidad perdida para el socialismo español ya que representa a alguien, en definitiva, que enseña a las nuevas generaciones que la espera activa, las bibliotecas personales y los años de servicio público tienen premio. 

Un premio que nos debe importar mucho más a nosotros que al propio interesado. Estoy seguro que Javier Fernández, al igual que otros políticos socialistas que sois y seguís siendo referentes, se siente agradecido y pagado con creces por el mero hecho de haber podido ejercer su vocación de servicio público. 

Ha sido ejemplar hasta en su salida. 
Gracias Javier Fernández.

viernes, 26 de mayo de 2017

El zapato de Paco

EL ZAPATO DE PACO, EL DE LA MATA 

A Fernando Comas, mantenedor de la llama histórica de la primera mani del Paseo de los Álamos, 27/4/1967.




En los sesenta, el Maijeco, hoy un súper, cobijabaen la metamorfosis del ruido y la humareda tabaquera, a un significativo número de progresistas moscones (Queipo, Juan Álvarez, Nebot, Monchín, Pepe Villavella, los hermanos Álvarez Corugedo, Luis Martínez, Tony Areces, Llanes...). En ese ambiente politizado, el comunista Paco, llamado por su parroquia de origen, Paco el de la Mata, se enteró de la que iba a ser primera manifestación estudiantil ovetense explícitamente contra la guerra de Vietnam. 

Paco, persona entrañable, ávido de manifestarse, y más en una iniciativa con destacada participación del Partido Comunista, se vino a Oviedo, dispuesto a saltar a la calle siguiendo la consigna del Che:"Crear uno, dos, tres Vietnam...". Gracia Noriega lo cuenta en "De transición y copas" y en el cincuenta aniversario Fernando Comas nos convocó en el Club de Prensa a José, Cheni, Uría, Paco de Asís Junquera, Ana Bernardo..., e, incluso, a mí, que entonces estaba en Bilbao, pero ya era muy activo en el movimiento universitario.

Adjetivando el relato del desalojo policial de la calle Uría y la carrera hacia La Rosaleda del Campo San Francisco, Cheni contó una honda anécdota, digna de constar en la épica de la transición: ¡Paco el de la Mata perdió uno de sus zapatos!. Era cosa, en efecto, terrible para huir de un lugar acotado por los grises, la siniestra Brigada Social y los esbirros de Defensa Universitaria, que encabezaban P.S-A, con el tiempo teniente de Alcalde, y el conserje de la Escuela de Minas.

Imagino al buen comunista deambulando sin rumbo, falto de un zapato. El ardid de Paco de Asís era dotarse de entradas para el Cine Aramo justificativas de la presencia en Los Álamos que sin zapato era imposible de mantener.

¿Cómo evitar la detención?¿Cómo llegar a La estación del Norte para salir de Oviedo?

En los años treinta, Oliveira Salazar impuso por decreto que todos los niños portugueses debían ir calzados, por lo que las familias sin recursos adquirían un par de zapatos para dos chavales con lo que medio país pasó a cumplir mal andando con un solo zapato. También sé que poco antes de la guerra Juan March, "El último pirata del Mediterráneo", dividía su contrabando en un par de lanchas rápidas; si los carabineros detenían a una, el millonario mallorquín se hacía con el alijo incautado en las subastas de Hacienda a muy bajo precio de remate pues a nadie interesaban cientos de zapatos de un solo pie menos a él mismo que tenía los del otro. 

Aquella tarde de los Álamos no había posibilidad airosa alguna para el pequeño/gran drama de Paco de la Mata. Ni siquiera podía comprar pues no llevaba apenas un duro no había dinero de plástico ni dejaría de sorprender descalzo a los dependientes de Los Pequeños Suizos, BegoñaGarrido, SagarraAlmacenes GeneralesChavalin u otras zapaterías más o menos próximas. Tampoco cabía llegar hasta el estudio fotográfico de Nebot que le habría auxiliado pues su escaparate de Milicias Nacionales estaba demasiado vigilado.

En cualquier caso recordamos a Paco el de la Mata, medio siglo después, aún desconociendo el desenlace nochero del emotivo cuento que protagonizó.

jueves, 25 de mayo de 2017

Preocupante página de El Pais

El comisario jubilado y empresario José Manuel Villarejo montó durante años una red de influencias en la justicia española para poder intervenir en los procedimientos judiciales que le afectaban a él o a sus clientes. Esa red sigue viva y tiene como principales activos el instituto de práctica jurídica Schola Iuris, en el que han cobrado por dar clases relevantes jueces y fiscales españoles (entre ellos el fiscal general del Estado, José Manuel Maza, y el fiscal Anticorrupción, Manuel Moix, según los datos públicos del claustro de profesores), y la asociación Transparencia y Justicia, que se persona en aquellos casos de interés para el policía, como hizo hace apenas 10 días en el caso Lezo.
El entramado de sociedades de Villarejo no se limita al sector inmobiliario, hotelero, de consultoría, seguridad o sanidad; la justicia supone un nicho importante para sus actividades. En unos casos a través del despacho de abogados del que es socio (Stuart & Mckenzie Spain) y en otros, a través de las citadas escuela y asociación.
Schola Iuris es un exclusivo instituto jurídico de Madrid en cuyo claustro han confluido altos cargos policiales, reputados abogados y, sobre todo, fiscales y magistrados de relevancia. El centro fue creado el 19 de octubre de 2004 y una de sus especialidades es el máster de Derecho Penal Práctico, homologado por el Colegio de Abogados de Madrid. Los alumnos abonan de matrícula 14.000 euros por 512 horas lectivas.
Este instituto es una sociedad limitada, cuyo titular es la sociedad Procard Europa, con un capital social de 3.010 euros, de la que es administrador único el director de dicho instituto, Ángel Benseny Pellicer. El director es perito calígrafo y psicólogo forense de los juzgados de Primera Instancia de Madrid y el campus está situado en la planta 18 de la Torre de Cristal, en el centro financiero del paseo de la Castellana de Madrid.
Benseny aparece como apoderado junto al abogado Rafael Redondo (socio de Villarejo en la mayoría de sus negocios) y otros dos policías, los hermanos Carlos y Antonio Giménez Raso, en el consejo de la empresa Cenyt Argo, que tiene como sociedad matriz a Cenyt Consultoría, uno de los ejes del entramado societario del conflictivo policía.
EL PAÍS se ha puesto en contacto con los fiscales Maza y Moix para contrastar la información pública de Schola Iuris y, a través de la Dirección de Comunicación de la fiscalía, han señalado que el actual fiscal general del Estado impartió una sola clase en 2005 y que el fiscal Anticorrupción nunca ha dado ni clases ni conferencias en ese instituto y que no conoce al comisario Villarejo (esta aclaración no se le había solicitado). Esta respuesta contradice los datos incluidos en la web de Schola Iuris durante años.
El propio comisario Villarejo presume en sus conversaciones privadas de tener muy buenas relaciones con jueces y fiscales, con los que mantiene reuniones periódicas. El expolicía y empresario acudió a la toma de posesión del fiscal general del Estado sin estar invitado, pero acompañó al juez decano de Madrid, Antonio Viejo, con quien tiene buena relación.
Los magistrados y jueces españoles están sometidos a un estricto régimen de incompatibilidades, regulado en el artículo 389 de la Ley Orgánica del Poder Judicial. Las únicas actividades consideradas compatibles con el ejercicio de la función jurisdiccional son “la docencia o investigación jurídica, así como la producción literaria, artística y científica y técnica y las publicaciones derivadas de aquella”. La norma establece con detalle las actividades compatibles y aquellas sobre las que hay que pedir autorización.
Los jueces, magistrados y fiscales pueden dar clase en cursos y seminarios (siempre que no tenga carácter permanente ni suponga más de 75 horas al año), conferencias públicas, participar en tribunales calificadores de pruebas de selección a la Administración, etcétera. Sin embargo, desde algunas instancias se ha planteado la posible connivencia entre estos funcionarios públicos y los abogados que participan en estos cursos y, por supuesto, con los propietarios de las instituciones que les contratan. El que fuera fiscal Anticorrupción Carlos Jiménez Villarejo ha sido uno de los más críticos con estas relaciones.
Además de Schola Iuris, Villarejo tenía una segunda vía para influir sobre aquellos casos de interés: la asociación Transparencia y Justicia, que acaba de personarse como acusación popular en el caso Lezo. Esta asociación fue fundada en 2005, un año después que la escuela de práctica jurídica, bajo el nombre de Asociación para la Protección de la Inversión.
Web de la esposa
En 2011 cambió de denominación por el nombre actual y fueron designados representante legal el abogado David Macías González y miembro de su patronato Rafael Redondo. Ambos forman parte del núcleo duro de las sociedades de Villarejo. Macías es, entre otros cargos, administrador único de Desarrollo Empresarial Potes, que ostenta la propiedad de la web informaciónsensible.com, dirigida por la actual mujer del policía.
Transparencia y Justicia se ha personado en procedimientos famosos. Entre ellos, el caso Campeón, por el que se imputó al político socialista José Blanco, y el incidente de tráfico de Esperanza Aguirre en la Gran Vía de Madrid. En este último caso, la asociación tuvo una actuación errática, acusando primero a la expresidenta de la Comunidad de Madrid de un delito de desobediencia y abandonando el caso posteriormente a pesar de ganar un recurso de apelación.
Este movimiento fue muy comentado en su día (marzo de 2015) y el periodista Ernesto Ekaizer escribió en este periódico que “fuentes jurídicas consultadas señalan que esta aparición y desaparición es un modus operandidel tándem Villarejo-Macías” y que “la acusación popular es un instrumento para obtener ciertos objetivos que se fijan cuando se deciden a emprender la personación en casos sonados”. Esta práctica se ha comparado en ocasiones con la desarrollada por el pseudosindicato Manos Limpias o la asociación de usuarios bancarios Ausbanc. 

CLAUSTRO DE PROFESORES DE SCHOLA IURIS

Esta es la lista de profesores que impartían clases y conferencias en Schola Iuris hace dos años (la información posterior ha sido eliminada de la web):
Adolfo Prego Oliver Tolivar: Exmagistrado del Tribunal Supremo.
Alfredo Domínguez Ruiz Huerta: Abogado.
Ángel Benseny Pellicer: Psicólogo forense.
Antonio del Moral García: Magistrado del Supremo.
Arturo Beltrán Núñez: Magistrado de la Audiencia Provincial de Madrid.
Bartolomé Vargas Cabrera: Fiscal de Seguridad Vial.
Eduardo Fungairiño: Fiscal del Tribunal Supremo.
Florentino Ortí Ponte: Abogado y fiscal excedente.
Francisco Vieira Morante: Magistrado presidente del Tribunal Superior de Madrid.
Héctor Cachero Álvarez: Abogado.
Ignacio Gordillo: Fiscal excedente de la Audiencia Nacional.
Ignacio Serrano Butragueño: Abogado y exmagistrado.
Isabel Cid: Magistrada.
José Luis Olivera Serrano: Comisario principal y jefe de la UDEF Central (actualmente del CITCO).
José Manuel Maza Martín: Magistrado del Supremo (ahora fiscal general del Estado).
José Miguel de la Rosa Cortina: Fiscal de la Secretaría Técnica de la Fiscalía del Estado.
Juan José Carrasco Gómez: Psiquiatra forense.
Luis Jordana de Pozas González: Fiscal excedente.
María Rocío Gómez Hermoso: Psicóloga de los juzgados de Vigilancia Penitenciaria.
María Teresa Palacios: Magistrada de la Audiencia Nacional.
Manuel Marchena Gómez: Magistrado del Supremo.
Manuel Moix Blázquez: Fiscal jefe del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (ahora jefe de la Fiscalía Anticorrupción).
Marc Molins Raich: Abogado.
Mariano Medina Crespo: Abogado.
Paz Ruiz Franco: Fiscal del Tribunal Superior de Madrid.
Santiago Delgado Bueno: Psicólogo forense.

domingo, 21 de mayo de 2017

Carlos Suarez en El Comercio

Carlos Suárez Nieto (Langreo, 1944), invitado de las Conversaciones de EL COMERCIO en el Club de Tenis, enmarcadas en las actividades del Aula de Cultura del periódico, evocó para comenzar el diálogo su niñez en Sama de Langreo, donde residió hasta los siete años. Director científico de la Fundación para la Investigación y la Innovación Biosanitaria del Principado de Asturias (Finba), jefe del Servicio de Otorrinolaringología del HUCA hasta su jubilación, director del Instituto Universitario de Oncología y catedrático emérito de la Universidad de Oviedo, le puso humor a una época en la que no abundaba la dicha: «Ya lo dijo Rilke, que la patria es la infancia. Aunque las condiciones de vida no eran las mejores. Había cartillas de racionamiento y en mi casa se hacía pan. Yo era muy travieso, todos los días armaba alguna. Las primeras cosas que aprendí fue con doña Alegría, la mujer del acalde, a sumar y restar. A multiplicar aprendí solo y se quedó muy sorprendida. En El Miramar, un bar que estaba en frente de nuestra casa, me arrimaba para ver cómo escanciaban la sidra y oír cantar. En unas vacaciones en Gijón, escapé yendo en tranvía hasta La Providencia, donde había una fiesta. Me devolvió por la noche la Guardia Civil...». Con esos antecedentes, digamos, y a causa del traslado profesional de su padre, la siguiente etapa le trasladaría a Oviedo y al colegio Auseva. «Allí hice hasta Preu. Tuve de profesores a Turiel, a Cachero -que no daba Literatura, sino Historia-, o a Avello, en Formación del Espíritu Nacional. Conservo buenos recuerdos. Pero se me había acabado el corretear por la calle».
Sin embargo, la geografía se ampliaría notablemente cuando su familia decidió enviarlo a Francia dos veranos: «Querían que estudiara francés. Viajé solo a los catorce años, pasando por Venta de Baños y Hendaya, hasta París, donde fueron a recogerme. La primera impresión fue en las playas de Hendaya, allí hube de esperar unas horas para el cambio de tren. Descubrí los bikinis. Era otra forma de vivir, más libre. Empiezas a ver otras cosas y a pensar».
Inclinado a los estudios relacionados con las Letras, su progenitor le sorprendió matriculándolo en Ciencias, tras la reválida de cuarto de bachillerato. Opuso una inicial rebeldía, «cogí un rebote monumental». No obstante, al final, «claudiqué y no me arrepiento. En sexto de bachillerato ya comenzó a gustarme la Biología». De manera que el rumbo continuó hacia la Facultad de Medicina de Valladolid, alojado en un colegio mayor. «Valladolid era una ciudad muy conservadora, pero el director del colegio mayor, que pertenecía al Cuerpo Jurídico del Ejército, nos daba total libertad. Organizaba una gran actividad cultural y se le podía considerar en la oposición moderada al Régimen. Se me fueron despertando inquietudes sociales». Esas inquietudes trazaron un recorrido que terminaría llevándolo de Acción Católica al Partido Comunista. «Continuaba siendo de Acción Católica, un poco a mi modo, porque leía los libros que estaban prohibidos por el Índice y acudía a películas no recomendadas. En cuarto de Medicina, abandoné cualquier creencia y hasta hoy». El siguiente paso lo dio en Madrid, especializándose en otorrinolaringología en el Hospital de La Paz. «Tenía un primo, cuya madre era propietaria de una librería. Traían libros de Ruedo Ibérico. Yo viajaba a Francia. E incluso a los países del Este. En 1974, me hice simpatizante del PCE».
Llegó el momento de regresar a Asturias. Y el destino profesional le condujo al Hospital Covadonga. «Me incorporé en 1975. Había aluviones de gente y las condiciones materiales eran horrorosas. Pero yo venía con muchas ganas. Y fuimos mejorando, con la compra de material mínimo. Estuve un año de director y conseguimos que se adecuaran las consultas externas».
A mitad de la década de los 80, siendo ya jefe del servicio de Otorrinolaringología en el Hospital Universitario Central de Asturias, quiso ampliar conocimientos al otro lado del Atlántico, en la Universidad de California (UCLA), y en la Universidad de Pittsburgh (Pensilvania). Iba a perfeccionarse en cirugía oncológica y de la base del cráneo. «Fue abrir los ojos a otro mundo. Desde las inversiones que dedican a la investigación, que dan vértigo, a las ideas organizativas. Aspiré a hacer aquí algo parecido». No obstante, en materia de investigación sus opiniones continúan siendo muy negativas en lo que nos concierne. "España sufre un retraso tremendo en el campo de la investigación. No existe interés por parte de la administración ni de la propia sociedad».
El principal peligro que Carlos Suárez advierte para el mantenimiento del actual sistema sanitario público, provendría de las multinacionales farmacéuticas. «Con muy pocos ensayos clínicos, pueden poner en el mercado productos como el que han lanzado para mejorar levemente la atrofia medular espinal, que elevan el precio por año en cada paciente a ochocientos mil euros. Eso puede hundir el sistema. Son negocios escandalosos». No obstante, siendo un firme defensor de la sanidad pública, también observaba los riesgos que proceden de los propios cuerpos sanitarios: «La sanidad pública está demasiado sindicalizada, cada cual en defensa de sus intereses gremiales. Y no se premia el mérito, sino que se trata de igualar a todos, aunque no todos trabajen igual. Ese es un modelo anacrónico en el siglo XXI».
Trasladándonos a cuestiones fronterizas, en las que la Medicina se encuentra con la deontología, Carlos Suárez expuso sus criterios en torno a asuntos que ocupan lugar en el debate público, el aborto y la eutanasia. «En cuanto al aborto, estoy a favor de leyes reguladoras claras, que impidan interpretaciones interesadas. Si no existiera el aborto legal, se practicaría de forma mucho más onerosa y con peligros para la salud. Y en lo que se refiere a la eutanasia, defiendo el derecho a acogerse a ella. Personalmente, no quisiera verme durante diez años sufriendo la enfermedad de Alzheimer y sin ninguna expresión. Sin embargo, respeto y admiro a personas como Tony Judt, el autor de 'Postguerra' o 'Algo va mal', que tras sufrir una esclerosis lateral amiotrófica (ELA), siguió escribiendo ayudándose de un ordenador hasta el final de sus días».
La ya permanente preocupación social por el cáncer, adquirió en el curso de la conversación diversos enfoques. En principio, el referido a las relaciones entre la alimentación y el cáncer. «Los factores externos son trascendentales en el cáncer. Y hay recomendaciones muy sencillas, ya sea la de no fumar, la de no beber en exceso o no exponerse demasiado al sol. La alimentación es un factor que interviene en tumores del tracto intestinal o en el de colon. Pero lo que no se puede es curar un cáncer con alimentación. Eso es sensacionalismo y el bálsamo de Fierabrás». De semejante parecer era su criterio respecto de la homeopatía.
El pronóstico de futuro es que «la curación científica del cáncer todavía está lejana, aunque se ha avanzado en los tratamientos. Hay medicamentos nuevos que han probado su eficacia ante las alteraciones genéticas de los tumores, pero el cáncer llega a burlarlos. Y hemos de pensar que el cáncer son más de doscientas enfermedades». Le corroboraban sus colegas José Luis Llorente, jefe del Servicio de Otorrinolaringología del HUCA; Juan Pablo Rodrigo, director del Departamento de Cirugía de la Universidad de Oviedoy adjunto del Servicio de Otorrinolaringología del HUCA, y Fernando López, adjunto en el mismo y profesor de la Universidad de Oviedo. Añadía Juan Pablo Rodrigo que «el envejecimiento, que provoca división celular y errores de los genes, contribuye de manera evidente al cáncer». Y aunque todos ellos admitieron que un tercio de los tumores obedece al azar, la previsión de Llorente, bienhumorada, fue la de que «en las cosas del azar, cuanto más juegas, más oportunidades tienes de que te toque». Vaya, que conviene guiarse por las recomendaciones saludables.

sábado, 20 de mayo de 2017

Mar de sangre

"... el puro mal, el mal sin rostro,
que hunde la vida en un siniestro infierno."
A. Duque Amusco



A don Ángel García.

Sobrecogen los miles de ahogados del Mediterráneo. Gentes de todas partes. Quizá alguno pudiera ser de los hindúes o pakistaníes que conocí en los centros de retención de Ceuta y Melilla. Se hacían pasar por ciudadanos indios, creo, pues les constaba no había convenio de devolución y en cuanto les soltaran volverían a intentar el paso al viejo continente, incluso a nado. Mar de sangre, escribió, creo también, Manolo Vicent que sin duda puso "el Mediterráneo vomita a la gente que naufraga por la injusticia".

Cuando yo regresaba entonces a la península en microbús que debía subir a un transbordador del Estrecho, uno de mis colegas de inspección europea se chivó que en los bajos del vehículo llevábamos un par de refugiados. No sé cómo X pudo darse cuenta pero sí sentí su gélida sonrisa al reprocharle que yo no los habría denunciado.

Ahora mismo son miles. Nuestra calidad de vida procede al doble enterramiento del olvido. 

Me sorprendió, incluso gratamente, cómo en la colina de Arlington cerca de Washington hay cientos de lápidas blancas en la inmensa ondulación del terreno. La de Kennedy tenía llama al viento y guardiamarinas rígidos, pero todas las demás bien legible nombre, apellido y alguna fecha y lugar. Cuando fui Alcalde recibí varias veces a la Comisión de familiares de la Fosa Común con motivo del monumento encargado a Fernando Alba. Dos personalidades, hoy tristemente desaparecidas, me impresionaron con impecables razonamientos: Cavite, langreano que así llamaban por una batalla filipina y Félix Espejo, al que va dedicada la última novela de Alberto Polledo. Espejo y Cavite exigían reivindicación razonable, ¡que los nombres de los asesinados estuvieran esculpidos!

García Lorca escribió en Nueva York versos cuyas claves dieron diversas interpretaciones: "el mar recordó ¡de pronto! / los nombres de todos sus ahogados".

Los muertos del Mediterráneo no serán jamás nominados sino, aún peor, se sucederán interminablemente mientras el egoísmo se debate contra cualquier ayuda, salvamento marítimo, integración o mínima apertura fronteriza. ¡Nominación ninguna!
  
Ha mucho que Cuco Cerecedo me presentó a la viuda de Frantz Fanon en el corazón de África. Los escritos de aquel siquiatra de multitudes y de la ancha negritud me conmovieron tanto como me siguen doliendo estas desapariciones diarias del Mare nostrum pero, al parecer, no tan nuestras sus víctimas, innominadas o no en alguna aldea lejana y empobrecida por la hambruna de lo que antaño llamábamos Tercer Mundo. Entonces se mentaba a Guevara, Lumumba, Gandhi, Ho Chi Minh, Teresa de Calcuta...ahora no hay ni personalidades carismáticas de esas lejanías.

En otra sabatina aludí a la búsqueda de calcetines secos para unos críos. Calcetines...vivo tanto en la literatura que calcetín me lleva con Octavio Paz a una
inmensa palabra sonoro/poética; el verso de Duque Amusco, no menos profundo, se completa con la sorprendente premonición lorquiana.

jueves, 18 de mayo de 2017

Carta a Directora lne

lectores
De gran interés las menciones a contenidos de la Hispanic Society, justo premio Princesa de Asturias, que firman F.Torre y Torres Camacho. A mayor abundamiento señalo que ya en La Nueva España de 1989 y en mi libro Oviedo al fondo aludíaal viaje, agosto 1892, de Archer Milton Huntington y a los datos investigados por J.L. Fanjul San Miguel.
Además de los datos del valioso artículo de hogaño aludí al poema del hispanista,"Winds of Oviedo" y a un dibujo a plumilla de La Cruz de los Ángeles.
Saludos 

miércoles, 17 de mayo de 2017

Artïculo de Ariza en El Pais

 Los candidatos a la Secretaría General del PSOE manifestaron semanas atrás que en la campaña de las primarias se debía respetar el principio de que todos eran compañeros y que ello exigía huir de descalificaciones personales y ceñirse a un debate de ideas. Era esta una proclama destinada al incumplimiento desde el momento en que las posiciones básicas de unos y de otros establecían una diferenciación radical respecto de lo que estaba en juego. Efectivamente, al partir uno de ellos de que se trataba de elegir entre el partido autónomo y de izquierdas que él defendía, o el de la Gestora y sus afines, subordinado a la derecha, la descalificación y su réplica estaban servidas. Porque tal planteamiento no sólo ofende a los demás candidatos sino a la gran masa de afiliados que desde posiciones de izquierda consideran que la Gestora está legitimada por el más alto órgano de dirección entre Congresos y que su gestión está demostrándose correcta y beneficiosa para los ciudadanos.
El origen del problema hay que buscarlo en la torpeza del “no es no”, pese a la imposibilidad de articular una alternativa de gobierno desde la izquierda y cuando una tercera convocatoria de elecciones auguraba una mayoría más amplia, si no absoluta, para la suma de diputados del Partido Popular y Ciudadanos. Lo lamentable es que se haya utilizado este lema hasta convertirlo en el banderín de enganche de una de las posiciones en liza, lo que ha contribuido a su radicalización y a abrir una sima entre unos y otros sectores del partido. El cambio al “sí es sí” no modifica nada. En los términos en los que se han situado las cosas la confrontación abierta resultaba inevitable. La impresión es que lo que realmente se dirime es si el PSOE mantendrá sus señas de identidad o entrará en una variante más o menos acentuada de populismo.
No se necesita mucha perspicacia para ver el paralelismo entre el aprovechamiento que los promotores de Podemos hicieron de la indignación popular por la conducta y la gestión de la crisis de los dos grandes partidos y el que en las primarias del PSOE haya quien ha buscado capitalizar la frustración de los afiliados por la reiteración de fracasos electorales, crisis de sus órganos de dirección y el espectáculo del relevo en la Secretaría General. Lo anormal es que quien lo lideraba a lo largo de los últimos fracasos y a quien le cabe la correspondiente cuota de responsabilidad en la división interna se postule ahora para remediarlo.
El intento de colocar a las bases frente a sus dirigentes es un remedo del “pueblo contra la casta”, aireado a fondo tiempo atrás por Podemos
Ese mismo paralelismo nos muestra que el intento de colocar a las bases frente a sus dirigentes es un remedo del “pueblo contra la casta”, aireado a fondo tiempo atrás por Podemos (el que ahora se cambie casta por “trama” mantiene idéntica finalidad despectiva). Si a ello se le añade el propósito de que sean los afiliados quienes mediante referéndums, consultas directas y voz determinante en las tareas del partido tengan la última palabra, quedan descalificadas las estructuras de cuadros y dirigentes intermedios, fomentándose de hecho el descrédito de la democracia representativa en favor de la directa y asamblearia. Los riesgos de manipulación de toda democracia plebiscitaria están a la vista. Una cosa es vigorizar la democracia interna y la participación de los afiliados y otra muy distinta es demandar, aparentemente, el empoderamiento de éstos para, en el fondo, conseguir un mayor empoderamiento del líder.
En suma, estamos ante el dilema no sólo de quién va a dirigir el PSOE sino de que se desnaturalice en favor de una imitación de Podemos. Y ya se sabe que este tipo de imitaciones siempre favorecen el original y no a la copia.
Sólo desde la conciencia de la seria encrucijada en que se encuentra el partido se explica que los dirigentes más emblemáticos de su historia próxima se hayan volcado en el acto de presentación de Susana Diaz, pese a las conocidas diferencias existentes entre ellos. Es como si hubieran tratado de dejar patente su coincidencia en que con esta candidata la naturaleza del PSOE estaría salvaguardada. Personalmente es de justicia añadir que también lo estaría con Patxi López.
Sea como fuere, y confiando que se abra paso el buen sentido, lo que le aguarda a la dirección que surja del Congreso de junio será tratar de restañar heridas y enfrentar, críticamente, una trayectoria que en los últimos ocho años le ha hecho perder al PSOE la mitad de su electorado. Porque está fuera de dudas que se han cometido errores de bulto. Pero una cosa es corregir errores y otra muy distinta convertir en irreconocible un partido con más de cien años de historia.
Julián Ariza Rico, militante del PSOE, fue miembro de su comité federal