jueves, 29 de abril de 2010

LA COMISARIA REDING EN LA COMISION JURI


La comisaria Reading compareció hoy en la Comisión JURI, de la que soy miembro titular.



Le planteé dos cuestiones: la supresión del exaequator, que tantas costas y dilaciones supone en la aplicación transnacional del Derecho, y la protección de la mujer con la euro orden que ya defienden diecisiete países miembros y la Presidencia de turno española. La comisaria se mostró de acuerdo con acelerar la supresión del llamado exaequator y, por el contrario, opta por retrasar, al menos hasta principios de 2011, una iniciativa suya sobre la protección global de las víctimas.

Lo mejor de Brubru


La retención en Brubru varios días fue una jorobanda pero me permitió trabajar en el sosiego frente a tantos problemas: que si la nubecita volcánica y a la vez glacial; que si Golman Sachs crea el colapso, se ríe de los estafados y gana de nuevo con el colapso financiero ajeno, que si Grecia al borde de la quiebra y sus contra avalistas de la City londinense pueden caer también contaminados en efecto dominó, que si el paro español sigue aumentando, que si Alemania, en periodo electoral regional, no se atreve...

Entre tanto sobresalto global también he descubierto, en el minimalismo, el mejor, por estos días, rincón de Bruselas. !Ya quisiera la Grand Place!. Es el ventanal del apartamento de mis amigos Mercedes y Raimon Obiols, incrustado en un cerezo en pleno brote.

Alejandro Cercas, compañero parlamentario como Raimon, suele publicitar todos los años su Extremadura, su Hervás y el Jertes, los almendros y demás, pero no habrá visto cosa mejor, aquí, que chez Obiols.

El color es impresionante. Miguel Hernández, de centenario, no habría quedado indiferente. Tampoco un tal Van Gogh. Y no digamos Antoñito López que si se entera no sale de casa Obiols para superar su membrillo, en tiempo dedicado y en arte hiperrealista. ?Cómo reaccionaría nuestro Carlos Sierra?

Los Obiols bien han escogido vivir en la calle Diamant e invitarnos a unos náufragos de la nube y otras mareas en el preciso momento.

Como estamos en una ciudad enloquecida, el Gobierno de la Comuna quiere cargarse los cerezos de toda la calle. La razón es que al deshojarse queda un manto rosáceo que dificulta sobremanera el barrido.

¡Qué barbaridad!

En mi anterior vida fuí munícipe en una ciudad que guarda la pérdida del Carbayón como un dolor no restablecido. Los ovetenses somos carbayones en honor a ese árbol asesinado hace siglo y medio.

Los barrenderos bruselenses no quieren encontrarse con la mezcla de flores muertas y escarcha matutina. Brubru se limpia mañaneramente sin amor. Lo comprendo, pero puesto que las calles sucias tienen la excepción de los restos de esa floresta que la convierte no en limpia, pero en original, debería ser motivo para cuidarla con mimo. No se puede barrer con una aspiradora ni con un chorro de agua, hay trozos de ciudad que exigen de la antigua escoba de tallos naturales.

Por algo Baudelaire quiso morir en Bruselas. Dejó París para instalarse, imagino, en alguna maison de maître al objeto de superar de una vez sus recurrentes frustraciones, junto a un cerezo quizá.

El autor de "Las flores del mal", en cuya trayectoria ha profundizado tanto García Martín en estas páginas, se habrá largado de nuevo a la ciudad del Sena para morirse en definitiva, bien entrada la primavera, cuando los cerezos, en su fugacidad, pasaron a ser de nuevo una desnuda vulgaridad.

martes, 27 de abril de 2010

Volar


Por fin, el espacio aéreo europeo se abre normalmente.

Se cerró el pasado jueves 15.

A mí me cogía en el aeropuerto de Zaventem, justo en el momento que embarcaba mi vuelo a Madrid. En Bruselas, se quedaba también un grupo de visitantes de Navia, con su Alcalde y con el diputado regional José Luis Pérez Parrando que, como eurodiputado, había invitado yo a conocer las instituciones comunitarias. Estos amigos se decidieron luego a viajar por carretera con el sufrimiento añadido de la avería de dos autocares. Tardaron casi cuarenta horas en llegar a casa. Yo opté por quedarme y viajar en tren a Estrasburgo a la semana de pleno donde precisamente tuve oportunidad de intervenir en el debate sobre los derechos de los viajeros, la humanización de su situación y la necesidad de que la Agencia Eurocontrol, que forman desde hace años los gobiernos pase a depender de la Unión Europea, lo que increíblemente no sucede todavía.

En esta crisis ha habido mucho de improvisación inicial. Al ser el espacio competencia exclusiva de cada gobierno funcionaron algunas medidas correctas e imprescindibles, pero otras, con el efecto dominó de copiarse unos a otros, sin el gobierno que a estas alturas debería ser el de la Unión. Es lo mismo que sucede todavía con otras varias materias monetarias y jurídicas.

¿Aprenderá Europa con estas crisis a la necesidad de protegerse más y mejor así misma en la unidad y la solidaridad que ya nos sacó de muchos malos tragos?

Al final del parón aéreo, fueron otros invitados míos, pertenecientes a un entrañable grupo de "mayores de UGT", los primeros en tomar un avión en Barajas que les trajo a Zurich para ir al pleno de Estrasburgo. Algunos compañeros, como Alejandro Cercas y Ramón Jáuregui, que todavía seguían aquí estancados, no se lo podían creer.

Me ha alegrado infinito que un ministro español, José Blanco, con un prestigio creciente desde su posición enérgica frente a los controladores aéreos, sea alabado por la agilidad con que, desde la Presidencia española, lo mismo que el Secretario de Estado, López Garrido, no haya titubeado ni un instante en estimar que fuese o no competencia de la U.E. había que reaccionar desde el gobierno comunitario.

Con decisiones así se ensancha la autoestima europea.

viernes, 23 de abril de 2010

Grupo de visita de UGT a Estrasburgo


Un grupo de pensionistas de UGT de Asturias, encabezado J.A. García Otero, visitó ayer la sede de Estrasburgo del Parlamento Europeo invitados por el eurodiputado asturiano Antonio Masip. Saludaron también a Alejandro Cercas, Ramón Jáuregui y Enrique Guerrero y pudieron escuchar la participación en el pleno de Diego López Garrido por parte de la Presidencia Española en el debate sobre transferencia de datos.

miércoles, 21 de abril de 2010

Visita de la Agrupación de Navia


Un grupo de la Agrupación socialista de Navia, encabezado por el alcalde, Ignacio Palacio, y por el diputado regional José Luís Pérez Parrondo, visitó la semana pasada la sede de Bruselas del Parlamento Europeo invitados por el eurodiputado asturiano Antonio Masip, que tuvo la oportunidad de discutir con ellos la importancia de la implicación de las regiones en la política europea. También tuvieron la oportunidad de saludar al grupo otros eurodiputados como Alejandro Cercas. En la foto el grupo con los eurodiputados Antonio Masip, Andrés Perelló y la asturiana María Muñiz.

martes, 20 de abril de 2010

Intervención de Antonio Masip en el pleno del Parlamento Europeo sobre la interrupción del tráfico aéreo en Europa. Estrasburgo. 20/04/2010

El comisario ha hablado del absurdo y la obsolescencia de los procedimientos vigentes. Seamos pues consecuentes para introducir los cambios precisos.

Hemos perdido demasiadas ocasiones, demasiados tratados, para introducir la competencia comunitaria sobre el espacio aéreo europeo. Si no pudimos intervenir como se debiera en el cielo sí deberíamos hacerlo en la piel de la tierra. Hemos de vigilar los derechos de los pasajeros, su situación humana, y el estado del transporte de mercancías urgentes.

También debemos intervenir mediando o pidiendo una tregua en los diversos conflictos colectivos y huelgas del transporte terrestre.

Nada de servicios mínimos. Hay que lograr implicar a todas las partes en servicios máximos.

lunes, 19 de abril de 2010

Grupo de facebook "oviedocapitaleuropadelacultura2016"





Me acabo de adherir al grupo de facebook "oviedocapitaleuropadelacultura2016".
A la vez me ofrezco para todas las actividades e iniciativas que el Ayuntamiento de mi ciudad considere oportunas de mi parte como diputado y ciudadano, de forma incondicional.

Atrapados en Brubru




“Realidad casi nube” es verso de Ángel González, puesto como título luego para el crisolín, edición que tanto prestaba al poeta.

Una nube mágica que es Nube en Reykiavik y aquí, en Brubru, solo molestia aérea, que nos retiene, atrapados, sin volar, ha venido a romper este espacio de nubes, altas, bajas y mediopensionistas, que creíamos controlar.

Estamos en medio de una erupción islandesa que solo vemos por televisión. Y no tengo a Ángel a mano para preguntarle si esto es real o nube.

Y parece que este juego al escondite va para rato todavía.

A Azorín no le importaba nada que le acusaran de estar en las nubes. A mí, por supuesto, tampoco, pero la islandesa de las narices, mezcla tan extraña de volcán y glacial, no deja estar en ella.

Nos tiene a raya, sin movernos.

En este despacho, en el piso once del Parlamento Europeo, muchas veces había tenido las nubes justo encima y también debajo del ventanal. Cuando sucede no solo estoy en las nubes sino entre nubes. Eso no ocurre en Asturias, que son tan frecuentes pero donde salvo en los valles las tienes, cerca, pero siempre encima.

Como viajo mucho en avión hay instantes en los que deseo salir pronto de la nube, como me ocurre ahora. Es cuando el comandante anuncia, con un sol espléndido, la aproximación al aeródromo para lo que bien sabes que ha de atravesar una malla de nubes. Dentro de ellas, el aparato se mueve más que nunca antes. Hay un segundo de vacilación. Enseguida, ya debajo de la nube, en el celaje gris, recupera estabilidad con tierra a la vista. El legendario grito de tierra de Rodrigo de Triana, en las carabelas de Colón, lo sienten miles de viajeros a diario dentro de sí cuando traspasan las últimas nubes bajas antes de aterrizar.

Pero, acabáramos, los islandeses están empeñados en que Erik, su pirata, llegó a América antes de Colón y todavía no se encontró quien tradujera el grito que precedió al de Triana.

Esto de la nube es una venganza de la memoria histórica islandesa.

Pues como no nos saquen de su nube se van a enterar de mi voto para la adhesión a la U.E.

Venga, nubecita,!lárgate de una vez que no quiero conocerte!

Porfa, Luis Yáñez, que te has escapado a Sevilla, sin avisar, manda para acá al de Triana y se van a enterar de lo que es un buen grito que no necesita de esta coña de nubes y amenazas, para ponernos a volar.

jueves, 15 de abril de 2010

Tragedia polaca


El pasado miércoles, los diputados europeos fuimos convocados sobre la marcha a un pleno urgente en el hemiciclo de Bruselas con motivo del fallecimiento del Presidente polaco Lech Kaczynski y otras personalidades en accidente aéreo.

El Presidente Bucek y el vicepresidente Miguel Ángel Martínez llegaban de Varsovia donde habían asistido a las honras fúnebres en el Parlamento polaco.

Miguel Ángel me relataba que había constatado el estado de shock traumático que invadía a todo un pueblo. Como español recibió muchas felicitaciones por la iniciativa del Presidente Zapatero, Presidente de turno, de convocar un día de luto en todo el territorio europeo, lo que sucedía por primera vez en la corta historia de nuestra Unión Europea. El gobierno polaco, y más en concreto el presidente Kaczynski, había hecho gala de un manifiesto euroescepticismo pero de la misma forma que su pueblo se mostraba unido sin fisuras en el dolor, también nuestra U.E., de la que Polonia es ya pieza importantísima, se une en un día de luto de todos los europeos.

Pero no solo falleció el Presidente sino que lo hacían también su mujer, los dos candidatos a presidente, los portavoces de todos los grupos parlamentarios, el Presidente del Banco Central, el Jefe del Estado Mayor del Ejército, etc.

Todos viajaban unidos a rendir tributo a los veintidós mil asesinados -¡se dice pronto semejante cifra!-en los bosques de Katín por orden de Stalin. Uno de los casos de genocidio peores de la Historia de la Humanidad, precedente de las cámaras de gas de Hitler o del genocidio camboyano de Pol Pot. Y unidos murieron allí mismo un centenar de compatriotas cuando, por fin, les iban a homenajear tras tanto silencio y tergiversaciones.

Se ha especulado mucho sobre si el Presidente fallecido cometió o no la temeridad de exigir al piloto aterrizar a pesar de la escasa visibilidad. Muchas veces con la suspensión de un vuelo siempre me ha sorprendido que algunos pasajeros se lamentan y hasta protestan cuando deberían estar agradecidos a la prudencia del piloto y de los responsables del vuelo.

Pero haya habido o no responsabilidad en la orden y en el ordenado, lo que no cabe duda es de que nunca debieron viajar juntos tantas altas autoridades de un Estado. El Rey no viaja, en España, junto al Príncipe heredero y me parece que el Presidente del Gobierno tiene también alguna incompatibilidad. La rutina hace que se relajen muchas decisiones que se acaban considerando innecesarias y excesivas. Nunca pasa nada hasta que pasa. Los protocolos preventivos tienen su razón de ser. El incumplimiento polaco lamenta en su país hasta el dolor más inimaginado.

En nuestro acto de recuerdo se tocaron el himno de Polonia y el Europeo, el "himno de la alegría" de la novena de Beethoven. Lo más impresionante fue la breve lectura de una biografía de los fallecidos mientras la foto del mencionado, en blanco y negro, se proyectaba por partida doble en una improvisada e impresionante pantalla.

Al final, el embajador de Polonia se acercó a agradecer a Diego López Garrido, Secretario de Estado, a mi lado, su presencia y el gesto de la presidencia española. El próximo domingo, el funeral de Estado congregará en Varsovia las más altas representaciones del ancho mundo.

¿Y si siempre estuviéramos unidos para hacer frente a la adversidad, a muertes, como éstas, sí, y también contra el cambio climático, la hambruna, los terremotos, las guerras?

jueves, 8 de abril de 2010

El morro de Raúl Castro



El Morro de La Habana es un lugar muy característico, emblemático de Cuba. El morro, que dicen los castizos, de Raúl Castro no es para menos.

El hermanísimo se ha despachado contra lo que llama "enemigos de la Revolución" entre los que ahora incluye a los parlamentarios europeos, elegidos en el mayor espacio libre del mundo.

Como siempre, Don Raúl hace trampa. Dice que es una campaña de la extrema derecha y de la "gran prensa occidental". La extrema derecha se ubicará donde quiera en esta polémica pero no contamina ya el ansia de exigir la libertad de esos presos, injustamente detenidos por simples delitos de opinión y manifestación, como ocurrió con tantos anfifranquistas que poblaron las cárceles de nuestro antiguo régimen. Esa mixtificación chantajista ya no vale.

Además dice que estamos orquestados por la gran prensa occidental, pues yo escribo en la prensa asturiana, con la que alguna vez me he peleado, con total libertad y con un pluralismo político que el tal Raúl, comunista estalinista desde los 18 años, no puede imaginarse. Fui suscriptor del periódico Gramma que recibía a través del domicilio de un pariente mío de nacionalidad francesa. Pues bien, el concepto de libertad que tiene Gramma ese sí que es vomitivo. No me dí cuenta de su carácter perverso hasta finales de los sesenta, cuando Granma, a siete columnas, apoyó la invasión de Checoslovaquia. Aún después, cuando el gran esfuerzo que hizo Cuba con la organización de los Países no alineados, defendí al gobierno cubano en esa política tan absurda como era llamar "No alineados" al régimen castrista.

El colmo es la deshumanización del tal Raúl son sus ataques y desprecios a los presos, a los exiliados, a los disidentes, olvidando que son sus propios nacionales, a los que debería respetar, a quienes han muerto por la libertad de su pueblo, a quienes heroica y patrióticamente siguen luchando.

¿Cómo es tan cruel este Raúl para ensañarse con Fariñas? Y, que yo sepa, y si lo hace lo repudio, nadie anima, aquí, en Bruselas, esa huelga de hambre, antes al contrario, soy de los que desean que la abandone y siga la lucha en vida con esa ejemplaridad que demuestra. Porque somos humanistas es motivo de alegría que otro preso, Pelegrino, haya dejado la huelga.

Lo malo es que todavía hay personas de izquierda, incluso admirables luchadores del pasado reciente, que no quieren ver todavía lo que ocurre en Cuba. Piensan que reconocerlo les pone al lado de los americanos que bloquean y mantienen la ilegal e intolerable ocupación de Guantánamo. Son personas, algunos sin duda cercanos políticamente en esta Europa tan plural, que tienen ideas frágiles. Actúan con la misma autodefensa psicológica que ciertos miembros de la jerarquía eclesiástica cuando minimizan o miran para otro lado con la plaga de pederastas que se está descubriendo.¿Y qué decir de un determinado partido que no saca conclusiones de la corrupción aunque hayan cogido con el "carrito de los helados" al tesorero, a los presidentes comunitarios y a no sé cuántos más?

En algo lleva razón Raúl Castro: la llamada "política común" de la Unión Europea con la Isla ha fracasado. Gran parte del razonamiento de Moratinos al respecto es impecable, lo que pasa es que con un Raúl que babea amenazando con inmolar a todo un pueblo antes de dar el mínimo paso. El diálogo es muy difícil. Ojalá, sin embargo, se logre, por el método diplomático que sea, salvar la vida de presos y ciudadanos.

miércoles, 7 de abril de 2010

Iraquíes en Siria


Por Pablo Sánchez La Chica

Mohamed, nombre supuesto, quiere escribir un libro. Mohamed no se queja. Su padre, dice, tiene una pequeña tienda en el zoco de Damasco y él, licenciado en árabe, ha trabajado desde los venticinco para diferentes empresas y ONGs extranjeras. Ahora está casado y tiene un niño de tres años. Mohamed es palestino nacido en Siria.

Mohamed quiere escribir un libro porque quiere hablar sobre la situación de los palestinos. Con la ONG para la que trabaja ha interpretado centenares de testimonios de refugiados iraquíes en Siria. Yo, en mi visita, apenas he escuchado una veintena. La impresión que me queda es que han sufrido mucho. Muchos son universitarios. Pertenecen a minorías. Son solidarios en la adversidad. Han abandonado su casa, lo han empeñado casi todo y ahora, sin blanca, se encuentran a la espera.

Mohamed, quiere escribir un libro pero no se atreve a hacerlo en Siria. Los casos de represión de los derechos humanos son apabullantes. Durante nuestra visita oficial nos sentimos espiados. Hay coches que nos siguen. Nos preguntamos dónde estarán los micrófonos que nos graban. Hay dos palabras que no podemos mencionar: Israel y kurdos.

Los refugiados iraquíes, nos dicen las autoridades sirias, han sido recibidos como hermanos. Pero el país no es rico y sus recursos se agotan. Los responsables de esta crisis humanitaria, los que invadieron Irak, apenas han contribuido a aliviar las necesidades del millón largo de personas desplazadas por la guerra y el posterior conflicto inter-étnico. La solución es regresar a casa, a un Irak estable todavía lejano en el horizonte. Siria los ha acogido como a familiares, pero como a familiares que abusan de la hospitalidad y que deben recoger los bártulos y marcharse. Los desgraciados entre los desgraciados, una vez más, son los refugiados palestinos, suníes, acogidos por el Irak de Sadam Hussein, que ahora son perseguidos por la mayoría chií. Los hemos visitado en un campamento en la frontera con Irak donde llevan años sin conocer su destino. Hasta hace poco vivían en Bagdad. Ahora están varados en el desierto. No pueden conducir un coche. No pueden tener propiedades. No creen que puedan nunca volver a Irak. Su única alternativa es buscar una nueva vida en otro país, el reasentamiento.

Mohamed me pregunta si la Unión Europea los podrá acoger. Le explico que todo depende de los Estados Miembros, que son los que realizan el reasentamiento, que España acaba de iniciar un programa para acoger a cien personas de todo el mundo. Que la situación económica es muy mala con un 20% de paro. Que hemos sido solidarios en el pasado con los inmigrantes. Que espero podamos acoger a unos pocos, aunque no creo que podamos llegar al nivel de los suecos, que acogen a más de mil quinientos de estos refugiados al año.


Pablo Sánchez La Chica es colaborador personal de Antonio Masip en el Parlamento Europeo. Participó en la primera misión de la Comisión de Libertades del Parlamento Europeo para estudiar la situación de los refugiados iraquíes en Siria que tuvo lugar el pasado 28-30 de marzo.

martes, 6 de abril de 2010

AULA DE LAS METÁFORAS

He procedido a donar al Aula de Las Metáforas, de Grado, que anima el poeta Fernndo Beltrán, un retrato de un metro que conservaba de Ángel González. Fernando me comunica que lo van a colocar en lugar preminente.

RESPUESTA DE LA 2da TENIENTE DE ALCALDE DE OVIEDO

La 2da Teniente de Alcalde de Oviedo responde en La Nueva España de hoy a mi artículo "Oviedo no apagó"que figura debajo en este blog.En ocasión anterior, la misma Pérez-Espinosa, junto a su marido Sr.Caunedo,primer teniente de Alcalde, se querelló contra mí resultando el archivo y el reproche del Tribunal Supremo por su temeridad y mala fe.Su intervención de hoy no merece contestación, solo la publicación íntegra,aquí,pues es suficientemente expresiva.


Oviedo sí apagó 4 de Abril del 2010 - Isabel Pérez- Espinosa (Oviedo)

Don Antonio Masip está empeñado en negar la realidad: lleva desde el día 27 de marzo diciendo que Oviedo no se sumó al apagón de la «hora del planeta», y no dice la verdad porque, como hicimos los dos años anteriores, en esta ocasión también apoyamos esta iniciativa apagando las luces del edificio del Ayuntamiento de Oviedo. El error, si lo es, podía haberlo evitado preguntando o, simplemente, leyendo este diario. Pero D. Antonio, una vez más, prefiere atacar a decir la verdad.Y por si fuera poco, no deja pasar la ocasión para tratar de desmerecer la candidatura de Oviedo a Capital Europea de la Cultura vinculándola a ese apagón que, según él, no existió. Dice que va a apoyar esta candidatura pero la condena sobre la base de su mentira. Si va a seguir por ahí, D. Antonio, mejor no nos apoye. Como verá, también en eso –con el apagón–, Oviedo inicia bien su candidatura después del largo –un año y medio– apagón de ideas y actuaciones al que nos condenaron sus compañeros.Porque creo que su etapa como alcalde ya es historia y ha sido superada de la misma forma que superamos el Oviedo gris, triste y abandonado que nos dejó en herencia, no voy a entrar a analizar su escaso compromiso con el medio ambiente cuando tuvo ocasión de hacerlo evidente. En cambio, con la ilusión de que no vuelva a faltar a la verdad en cuanto al compromiso de Oviedo con este reto, voy a recordarle que los gobiernos presididos por Gabino de Lorenzo ya han adoptado numerosos acuerdos que demuestran su especial sensibilidad por el Medio Ambiente: introducción de cláusulas medioambientales en expedientes de contratación adelantándose en tres años a la exigencia legal, inclusión de consideraciones medioambientales en todas las políticas sectoriales –por ejemplo, los camiones de recogida de basura funcionan con gas natural y los autobuses urbanos funcionan con biodiésel–, la agenda local 21, el mapa acústico, sistemas de gestión medioambiental en diversos servicios…Subtítulo: Respuesta a Antonio Masip, que trata de desmerecer la candidatura a Capital Europea de la CulturaDestacado: Tenemos una ciudad que usted ni siquiera pudo imaginar cuando en vez de escribir tenía la posibilidad de hacerAdemás, D. Antonio, estamos liderando el sistema de recogida selectiva de basuras, siendo pioneros en España con la recogida en los portales; tenemos una tarifa de reciclado que incentiva a los vecinos, y hemos tomado importantes medidas para reducir las emisiones de CO2 con el alumbrado público. Según los últimos datos, con estas medidas Oviedo deja de emitir a la atmósfera 4.318.994 kgr. de CO2 al año, ahorramos 5.758.658 Kwh/año y generamos un ahorro económico de 600.000 euros/año.Como verá, D. Antonio, Oviedo no sólo hace apagones simbólicos sino que, con Gabino de Lorenzo, hace una importante política medioambiental. Y encima tenemos una ciudad que usted ni siquiera pudo imaginar cuando en vez de escribir tenía la posibilidad de hacer. La historia no se cambia reescribiéndola al gusto de uno. La historia se hace construyéndola en presente. Y lo único que le pido es que nos deje seguir construyendo la mejor realidad, y por lo tanto la mejor historia, para esta ciudad. Y si no quiere colaborar, al menos no nos distraiga con sus mentiras. Esperaré expectante su contribución, desde la Europa política en la que nos representa, para que Oviedo sea, como merece, Capital Europea de la Cultura 2016.Isabel Pérez-EspinosaSegunda teniente de alcalde del Ayuntamiento de Oviedo