sábado, 4 de marzo de 2017

Eugenio Suárez y su Caso

Eugenio Suárez, periodista singular El que fuera fundador de "El Caso", un asturiano al que no conviene abandonar en el olvido Antonio Masip 04.03.2017 | 03:15 Eugenio Suárez, periodista singular Saúl Fernández, uno de los magníficos escritores de ediciones comarcales con que cuenta este periódico, suele rendir sincero y sentido homenaje a Eugenio Suárez, periodista y emprendedor asturiano de notable recuerdo. En efecto, Eugenio siempre me pareció personaje singular desde aquellos tiempos de "El Caso" hasta su testaruda despedida del mundo en Salinas. Su acogida en LA NUEVA ESPAÑA y también en los medios de su gran amigo Jesús de Polanco, que se fue antes que él, nos ha dejado páginas memorables, reporteriles y narrativas, de quien tanto vivió guerras y retaguardias como en otros conflictos Ayala, Valle, Carmen de Burgos, Reverte, Cerecedo, Leguineche, Oriana Fallaci, Pélou, Haubrich, Landaburu, Christine Spengler... Por rebotes de la vida resulta que trabajé en fugaces ocasiones para Eugenio, al que conocí en la madrileña Glorieta de Bilbao, donde tenía su despacho. Sería la segunda mitad de los sesenta. Las anécdotas de la serie televisiva de "El Caso" me fueron cotidianas. Recuerdo cómo nos reímos con un redactor que contaba, entre el cinismo y la mordacidad: "El muerto dijo..." y, dadas las sonrisas e incluso risotadas de la redacción, el buen cronista de sucesos, tras una pausa, remedó a su aire: "...antes de morir". En cualquier caso, la censura advirtió a Eugenio preventivamente de que no podía haber más de un asesinato español por semana. ¡Si coincidiesen dos, uno quedaba para el siguiente número u olvidarse! Su seguimiento del llamado Juicio de Burgos, con peticiones de penas de muerte, fue el mejor de la prensa española, Ruedo Ibérico desde París aparte.

No hay comentarios: