domingo, 5 de julio de 2015

¡¡Readmitan a las 55 de Trubia!!

Son muchos, desde un sindicato o comité a cualquier negociación institucional o meramente partidista, los que tienen la experiencia de que alguien proponga "¡parar los relojes!" a fin de facilitar el acuerdo en el tiempo preestablecido.

Tras mucho practicarlo en mi larga carrera política, por fin,me he enterado de cuándo y dónde proviene la saludable costumbre, unida al aforismo. Ha poco le oí a una secretaria de Mendes France,un político de los 50/60, que mucho me interesó siempre, que la frase y el concepto fue de su legendario Jefe,siendo primer ministro francés, en la negociación ginebrina de 1954 sobre Indochina.

Pierre Mendes France,que contra la maledicencia de cierta derecha "no era una dirección de correo" sino una gran personalidad, habría pedido "parar el reloj" empleando "horloge", una de las acepciones francesas.

Aquel Palacio de Ginebra tenía un gran reloj de pesas, que fue fácil de detener para que asistiese,mudo y parado,a los últimos flecos de un complejo acuerdo.En la infancia ovetense del poeta Antonio Gamoneda, su familia tenía uno de pared,falto sin duda de la precisión suiza, al que se le congelaban las agujas por la dureza del invierno.

En otra parte del Concejo,Trubia, la empresa armera lleva con el reloj detenido casi un par de años pisando los derechos laborales de 55 de sus trabajadores.El nuevo Alcalde y los portavoces municipales están profundizando en el último acuerdo de la Corporación saliente, exigiendo una justa solución a General Dynamics y al Ministerio de Defensa.

El reloj del acuerdo y la  paz laboral debería ponerse en marcha ya sin mayores daños que Oviedo,Trubia y los 55,nos merecemos Justicia.



Horloge

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Un mes más mas para los 55 despedidos General Dynamics - Fábrica de Trubia​.

26 meses desde aquel fatídico día, por utilizar un término suave que no choque con la Ley Mordaza, de aquel 10 de mayo del 2013 en que nos dieron la carta de despido sin apenas darnos tiempo a recoger las pertenencias de más de 30 años de vida laboral.

790 días de peregrinaje por el desierto, con sus altibajos, momentos mejores y peores, reuniones infinitas con políticos y partidos, palmadas en la espalda de los verdaderos culpables de "esta tragedia griega": los representantes del Partido Popular. Esos que dicen representarnos a todos y que siempre se esconden en la mayoría parlamentaria.

18.960 horas que unas veces las hemos pasado solos, sin apoyo alguno, bajo la amenaza permanente. ¿Qué amenaza diréis? Después, con tímidos encuentros en los que parecía haber una solución, delegando que las fuerzas sociales tomasen el bastón de la negociación y de la responsabilidad que siempre debieron tener. Un espejismo.

1.137.600 segundos desde aquel 10 de Mayo de 2013, y estamos como al principio, en el Tribunal Supremo, esperando y confiando se haga justicia. Se anule este "ERE fraudulento" que nos ha llevado a la miseria y lo peor, a la pérdida absoluta de confianza en las instituciones, partidos políticos, sindicatos, y lo que es peor, en el género humano.

En noviembre vendrán a pedir nuestro voto, el PP, PSOE, IU, PODEMOS, FORO, UPyD, CIUDADANOS…nos acosarán, alguno incluso tendrá el atrevimiento de insinuar una "posible solución política" a nuestro conflicto.

Un conflicto, hay que recordar, que no nació el 10 de Mayo de 2013. Que se fue gestando lenta, muy lentamente, desde el año 2001, el mismo que el Gobierno del Sr Aznar entregó la Empresa Nacional Santa Bárbara a una multinacional extranjera cuyos objetivos “no estaban nada claros”. Una vez, utilizando un término suave.

Anónimo dijo...

Hay unos versos de w.h. Auden que dicen esa expresión:
«Stop all the clocks / cut off the telephone...»M