domingo, 12 de abril de 2015

Cigüeña en Santa Cruz

Las cigüeñas en Santa Cruz

En una sabrosa entrevista con Cuca Alonso, el arquitecto gijonés Álvaro Ron desliza una frase que,sin duda, despertaría de secular siesta a muchos vetustenses:"Todos no podemos ser Rafael Moneo, y ninguno queremos ser Calatrava".

Bien recuerdo los pateos ciudadanos que hice en compañía del genio navarro,Moneo,que nos trajo Jorge F.Bustillo, al que la Fundación Príncipe reparó la desdeñosa afrenta ovetense con uno de sus premios al Arte.Fue en su leal empeño por aprovechar el antiguo depósito de agua,donde se sitúa ahora el Auditorio;elección del suelo, que fue lo único que obtusas mentes aceptaron,al margen de las ya encargadas técnicas de sonoridad a los sobrinos de Manuel de Falla.

Rafael pretendía que,en los descansos o entreactos,los melómanos contempláramos la torre de la catedral y las copas de los árboles franciscos.Han pasado años, y,probablemente por el cambio climático, a la llegada de esta primavera,en las ramas,desnudas todavía, que sobresalen hacia la calle Santa Cruz, hay un prominente nido de cigüeña, uno de cuyos inanimados y activos arquitectos/as he visto ya, con su sobresaliente pico rosáceo,su plumaje nieve y negro.De momento, solo he divisado un ejemplar aunque bien sé que,tal los cisnes,emparejan de por vida.

El nido,vacío aún de huevos o crías, que en otro caso sus ascendientes no dejarían de vigilar, está en un "plátano de sombras", encima de la doble marquesina del autobús y del verdor de una magnífica conífera pinácea, cuyo copete inarmónico semeja un arco tensado por el viento del Este.Los candidatos regionales de Podemos se hicieron, supongo que por casualidad,muy próximos la electoral foto de familia.Sin duda,desde el ventanal del Presidente del Principado, ampliado en el antiguo Banco de España por Fernando Nanclares, se verá,hacia arriba,mejor que en mi propia ventana lateral.

Las cigüeñas no paran mucho por Asturias como,sin embargo,ocurre consuetudinariamente en otras latitudes hispanas.Luis M.Arce, que mucho sabe, da noticia de muy escasos nidos astures, supone que es de urraca, con una probable,visible para mí, cigüeña despistada,viajera circunstancial en las  inmediaciones. Las pegas, que yo,pienso,habría distinguido, son creadoras de "ñerus" más livianos, pero también amenaza para las incautas testas de los viandantes franciscos.

Francisco Rodríguez,un buen amigo que viene emocionado de contemplar Palma del Río,a su juicio,el núcleo peninsular mejor cuidado, donde,en una labor meritoria de la concejala de Cultura, no hay ni una colilla tabaquera en las apretadas calles, me da noticia que,por esos sureños pagos,ven escépticamente los lugares inoportunos donde anidan las cigüeñas con terca frecuencia.A mí me sucede lo contrario,estoy expectante y deseoso que confirmen,repitan y se conserven en este privilegio de la Santa Cruz ovetense, mientras la estacionaria hoja está saliendo y quizá,pronto,tapando,haciendo honor a su umbrío nombre, el enigmático ponedero.

La nidada sobre árbol de imponente porte viene a estampillar que el San Francisco, como escribía Leopoldo Alas a su amigo el también novelista José María Pereda, "es el mejor parque entre los españoles".

Ya cometimos el yerro de descontratar a Rafael Moneo y el más temerario de especular con un absurdo parking subterráneo,que hubiera sido triturador de esa magnífica traza arbórea, otrora constitutiva del decimonónico Jardin Botánico de la Universidad,de la que da cuenta Adolfo Casaprima en "El Campo de los Hombres Buenos".

Afanémonos en saborear un Campo que la Sociedad Protectora de la Balesquida se prepara ya a celebrar con bendita terquedad de entrañable cigüeña.

12 comentarios:

Anónimo dijo...

Yo, viendo la demencial fachadra del Bellas Artes, tampoco quiero ser Mangado.
franciscano. ¡Ojo! con lo del nido, pasaré a verlo, aunque dudo que sea de cigüeña.

A

Anónimo dijo...

Qué bien traído,Antonio.T

Anónimo dijo...

Como siempre:una delicia.G

Anónimo dijo...

Chapeau.G

Anónimo dijo...

Magníco artículo Antonio, defendamos el Campo de San Francisco como lo lo hacía el gran periodista Manolo Avello. Hablando de cigüeñas, hace tres años anidaron sobre la chimenea que se conserva en el solar donde se ubicaba la angua fábrica de cervezas El Águila Negra,antaño propiedad de la familia Flórez, en Colloto.Penedela.

Anónimo dijo...

Antonio:
Es una gozada ir leyendo tus sabatinas de las que siempre se aprende..
No me resisto a hacer un apunte a tu cita del cisne monógamo:
Efectivamente, el cisne tiene una sola pareja a lo largo de toda su vida. Solo se separa de ella en el momento mágico de entonar su "canto del cisne". No canta en toda su vida. Solo lo hace antes de morir. En ese momento el resto de cisnes del grupo, incluida su pareja, observan respetuosamente a distancia. El cisne empieza su canto con unos sonidos prolongados, de timbre bajo tipo corno inglés, para pasar luego a un estallido alborozado, gozoso, de sonidos multitímbricos. Todo parece indicar que se alegra de haber vivido y de llegar al final. Acabado su primer y último canto se va solo a esperar su muerte, que, indefectiblemente, le sobreviene en un breve espacio de tiempo. Tras el cnto su pareja se aleja con el resto de cisnes presentes.
Es uno de los enigmas mejor guardados por la naturaleza ... quizás como el devenir de Podemos.
Saludos. Vi

Anónimo dijo...



me ha encantado. Te diré que no me había pasado desapercibido el nido al ir por la calle, pero no sabía de qué sería!

Habrá que seguir controlando el nido y pasando con cierta precaución en los alrededores jaja.S

ANTONIO MASIP dijo...


Querido Antonio,

Muy buena pieza, de Moneo a las notas ornitologicas y los pajaros de Podemos. Me ha resultado muy evocadora.

Te alegrara saber que con la llegada de la primavera reaparecen los periquitos expatriados en Bruselas, seguro prestos a batirse con los cuervos euroescepticos.

Un abrazo, cuidate.A.

Anónimo dijo...

Quería darte las gracias primero por leerme y luego por citar la entrevista.CA

Anónimo dijo...

Siempre admiré tu capacidad política de mirada puesta en un futuro amplio y generoso de un auténtico demócrata-liberal.
Hoy,me rindo también a la facilidad de tu pluma y a ese deseo de reflexionar sobre el ayer y el hoy.Un saludo.Miguel N.

ANTONIO MASIP dijo...

Como previsto el nido ya está tapado por la floresta francisca

Anónimo dijo...

Dígale a su amigo que somos las mujeres de Palma dl Río las que limpiamos las calles,cada una su parte.