martes, 18 de septiembre de 2012

Intervención presentación del informe Karim JURI

Agradezco al ponente sus palabras.



Querría pedir una ampliación del plazo de enmiendas. Ya sé que el plazo actual es amplio pero creo que sería conveniente poder contar con la propuesta de la presidencia chipriota del Consejo para finales de octubre con el fin de lograr una mejor coordinación entre Parlamento y Consejo. Quizá así nos daría tiempo a conocer el informe que está realizando la agencia de competencia británica sobre el sector de la auditoría.



Quedan muchas explicaciones que dar de este informe Karim que desmonta la propuesta del Comisario Barnier para favorecer independencia, calidad y competencia en el mercado de las auditorías.



No se presenta una alternativa coherente que no sea la de la aplicación directa de las ISAs, o estándares internacionales de auditoría. Yo ya me mostré favorable al respeto de las ISAs en mi informe sobre el libro verde. Creo que las normas europeas deberían ser compatibles con la normativa internacional, pero también creo que esta no debería aplicarse en Europa de forma automática.



Nosotros queremos proponer al mundo soluciones al control del mercado por las BIG FOUR. Hay ejemplos muy útiles en Europa, como es el caso francés y las auditorías conjuntas, entre otros, para luchar contra el oligopolio del sector y mejorar calidad e independencia. (POR CIERTO, EN SU PAÍS, SE INVESTIGA LA COLABORACIÓN DE UNA DE ESAS EMPRESAS CONTRA EL EMBARGO A IRÁN, COMO QUIERA QUE, CASUALMENTE, ES LA MISMA QUE, COMO SABEN USTEDES, ME HA AMENAZADO, HE DE DECIR QUE ESPERO, CON FAIR PLAY, CON EL JUEGO LIMPIO QUE NO ME HICIERON, QUE QUEDE EN NADA ESA INVESTIGACIÓN)



Cuanta menos competencia hay, más debemos reforzar la independencia de los auditores. No olvidemos que los informes de auditoría son una imposición legal en beneficio del bien común, esto es, una mejor información financiera para todos, y no una opción de los empresarios. Me parece escandaloso que se rebaje la exigencia de independencia de los auditores como en las enmiendas 20 y 21 a las medidas "razonables" en vez de a las "necesarias" y al "flujo normal de las actividades".



También disiento profundamente de la orientación que da el ponente a la rotación obligatoria. Considero que la renovación anual resulta perjudicial para la independencia de los auditores y entraña un procedimiento demasiado engorroso.



El ponente ha modificado la lista de servicios incompatibles. Considero indispensable construir una lista coherente de servicios prohibidos que garantice la independencia de los auditores y sobre todo vincularla a un paquete completo, bien equilibrado y coherente.



El informe Karim, lamentablemente, ignora las enseñanzas de la crisis financiera y económica, y recurre invariablemente a la vieja receta de la autorregulación en beneficio de las BIG FOUR y en perjuicio de la información de calidad para los inversores, de la estabilidad para los mercados y del bien común.



Finalmente, en la línea de la posición tomada por nuestro Parlamento hace un año y también al tener en cuenta los elementos derivados del debate y de la situación que conocemos hoy, propondremos enmiendas para introducir el paquete reformista necesario que incluya buenas prácticas reconocidas, auditoría conjunta y rotación bien proporcionada, entre otros.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Hombre! Los acontecimientos de los últimos cinco años deberían hacerles reflexionar, cambiar y apoyar tu proyecto inicial. Pero me temo que, una vez más, la defensa de los intereses de los más poderosos deje todo, de nuevo, en una gran mentira. Luisma