lunes, 24 de marzo de 2008

44 goles a la muerte

Es un notición el que se hayan disminuido cuarenta y cuatro muertes a la cifra de la semana santa del año pasado. Algo empieza a cambiar muy en serio en el comportamiento español ante el riesgo de la carretera. Al Ministro Rubalcaba, que tanto le apasiona el fútbol, hay que felicitarle por esa goleada. Pocos triunfos tan rotundos e indiscutibles.

Suelo viajar todas las semanas en aviones de 48 pasajeros. Imagino, pues, que la política de tráfico y su buena acogida social ha salvado a tantas personas casi como el número de mis acompañantes cotidianos. ¡Solo en esta semana!.Santa semana, Sí, en efecto.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Así`que el responsable del éxito de que haya 44 muertos menos este fin de semana largo que no santo es de RUBALCABA, ¿ENTONCES DE QUIEN ES LA CULPA DE LOS 104 QUE HUBO EL PASADO AÑO?¿ de los que no entienden de fútbol ? no ,seguro que la culpa la tenemos los ciudadanos que no tenemos su clarividencia señor EUROCUENTISTA.VIVA LA REPUBLICA

Anónimo dijo...

Me parece una autentica desverguenza, apuntarse "el exito" de la reduccion de los accidentes mortales en la carretera. No olvide usted que cuando la oposicion o movimientos ciudadanos y asociativos defienden a las victimas del terrorismo "su" gobierno y parafernalia afin recriminan el uso partidista de las muertes, pero ahora el descenso de las muertes en carretera es una bondad del gobierno socialista.

Por favor un poco mas de respeto, a cualquier "muerto" por causa no natural, accidente laboral, violencia de genero, asesinato etarra, ....etc.

Saben cual seria la mejor respuesta ante todo esto, el año que viene intentaremos que no se deje ningun español la vida en las carreteras, ¿como? aumentando los cuerpos de seguridad del estado, y sus emolumentos, invirtiendo dinero en las vias secundarias, en educacion vial en los colegios,

por favor...señor masip que esta usted siempre a las maduras.

Anónimo dijo...

¡Qué cabreo se cogen por la disminución de accidentes!Nadie dice que se deban en exclusiva al gobierno sino a la madurez española.Además parece claro que Rubalcaba y los responsables de tráfico lo han enfocado muy bien lamentando sobre todo las muertes que se siguen produciendo; muchas, sin duda, evitables con las campañas que para erradicarlas se están llevando.¿Por aué no animarse a seguir en esa senda en la que parcialmente se ha producido tamaño éxito.Saludo a todos los anónimos lectores.Masip

sonia dijo...

Hola Antonio.
Bueno, los "anonimos" siguen en su linea...

Un abrazo con afecto

sonia